Homenaje en el Día de la Memoria


Descubriendo a Teresita

En un sencillo acto con el acompañamiento de familiares de Teresa Soria, la Junta de Pueblo Liebig representada por el presidente Julio Pintos y funcionarios de su gabinete de trabajo, descubrió un cartel frente a la Capilla que reivindica la historia de esta militante desaparecida durante la última dictadura cívico militar.


También se plantó un árbol junto al cartel, mientras que alumnos y docentes de la Escuela Primaria “Hipólito Vieytes”, recitaron poesías y dedicaron unas palabras alusivas a la fecha.
El momento más emotivo se vivió cuando se quitó la tela que cubría el cartel realizado por Cultura. Allí, la mirada de Teresita se cruzó - quizás por primera vez -con la de los chicos de la Escuela de su pueblo que, respetuosamente, la observaban, curiosos, reconociendo en el tiempo historias de sacrificio y entrega por los demás.

“Teresita de Liebig”

Teresa Soria nació en un pueblito llamado Liebig al lado de Colón, Entre Ríos, el 25 de abril de 1952.
Se graduó como Ingeniera Química Industrial en la Universidad de Santa Fe. Militante del peronismo revolucionario, pareja de Jorge Angélito Sklate, a quien conoció en Santa Fe, comenzó a militar en el “Ateneo” y el peronismo.
Armó una Unidad Básica en la vieja seccional 12º santafesina, en una peluquería de la calle Gral. Paz y se sumó de lleno a la campaña del “Luche y Vuelve”, que propiciaba el regreso al país de Juan Domingo Perón, exiliado por ese entonces en Madrid.
Fue secuestrada y desaparecida en Villa Constitución, provincia de Santa Fe, el 17 de junio de 1976 a la edad de 24 años.
Allí había seguido con su militancia, mientras trabajaba en la escuela “Cristo Rey” de esa localidad, dando clases de Química en 5º año.
Félix López, preso político en la dictadura cívico y militar, asegura que escuchó a Teresa Soria decir: “Lo único que no les perdono a estos hijos de puta es que le hayan choreado (sic) el nieto a mi mamá y a mi suegra”.
Félix recuerda admirado cuando la trasladaron a Teresita, “por la altura con la que se despidió. No pensaba en ella, sino en su hijo Juan Pablo y en su madre”. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

CGE rechazó denuncia de Maxit a Directora de Escuela 54.

Brillante actuación de Martha Argerich en Concepción del Uruguay

Ruecas de la Fiesta Nacional de la Artesanía.